Download Ese Dedo Meñique en El Trabajo - Frieda Holler Figallo2 PDF

TitleEse Dedo Meñique en El Trabajo - Frieda Holler Figallo2
Tags Philosophical Science
File Size11.7 MB
Total Pages186
Document Text Contents
Page 93

Secretarias:
la confianza
por excelencia

«Pocas cosas son tan útiles a una
persona como darte responsabilidad y
demostrarte nuestra confianza», estas
son palabras de W alter Uphaus que
caen muy bien a una labor tan impor­
tante como el secretariado.

La palabra «secretaria» viene de
«secreto» y es así como la discreción juega un
papel importantísimo dentro de sus funciones.

Antiguamente se tenía el concepto de que una secretaria
era una mujer que desempeñaba labores meramente mecáni­
cas. como tomar un dictado o efectuar una trascripción. Esta
idea ha perdido vigencia.

Si recordamos que la verdadera dignidad humana radica en
la virtud, resultaría un deber primordial como secretaria ganar
la estimación y el respeto de todos los que trabajan con usted

El fundamento espiritual de una secretaria es ia confianza,
que exige como principales condiciones la honestidad, trans­
parencia y ética profesional.

Quien no ha vivido e l mundo del trabajo de oficina (recuerdo
claramente cuando fui secretaria por muchos años), no podría
imaginar nunca toda la esforzada labor que realiza la secretana
para que los documentos, oficios, circulares, invitaciones, car­
tas. memorándums, resoluciones y hasta discursos, estén he­
chos con pulcritud y sin errores... usted sabe que si los comete
le puede costar e l trabajo.

Por importante que sea cualquier documento, no tendría nin­
gún significado s i no fuera por la habilidad, destreza y cariño
con que usted cuida del texto, la coma, el punto, las mayúscu­
las, el párrafo.

Todo lo que usted escribe, ve y oye en su centro de trabajo,
quedará registrado solamente en su memoria. Su labor com­
prende no solo trabajar con la máquina de escribir o la compu­
tadora, sino tratar con seres humanos, por lo que deberá tener

Page 94

rm

sensibilidad y percepción psicológica, así como también gran
dominio de sí misma, ya que se espera y se le exige paciencia,
comprensión, tolerancia, buen humor y buena disposición de
ánimo para el trato continuo con el jefe, compañeros de trabajo
y público en general.

El secretariado convoca otros temas como las responsabili­
dades. la moralidad y la ótica, y exige además tener presente
una serie de aspectos de su vida: ser elegante pero sencilla,
simpática pero recatada, moderna pero femenina, comunicativa
pero discreta (especialmente en lo que al secreto profesional
concierne). Usted debe saber que con su labor, eficiencia y ho­
nestidad, contribuye al bienestar general, e infunde vida y belle­
za a una oficina.

Como secretaria no tendrá un horario de trabajo estricto;
sabrá el horario de entrada, pero no el de sali­

da. Su aporte, honradez, sencillez, simpatía,
dedicación, comunicación y compañerismo,
aparte de su profesionalismo, siempre se­
rán elementos indispensables para el éxito
de sus funciones.

Guardar información:
deber ético

y obligación legal
En las películas de espionaje, los espías

soportan las torturas que les infringen y pre­
fieren morir antes de revelar sus secretos.
Sin ser necesario llegar a esos extremos, la
actitud de los espías resulta en este caso un
buen ejemplo.

Una de las personas más ligadas al mane­
jo de información, en muchos casos por su
cercanía a los ejecutivos que manejan las gran­
des decisiones de la empresa, es la secretaria.
El fundamento espiritual de una secretaria es la
confianza y la honestidad profesional. Por eso,
no habrá nada más carente de ética que usted
revele información; incluso puede traer graves

94

Page 185

platos nuevos.
fé ] Instruya al personal de servicio sobre el orden que han de

seguir al servir a los invitados en la mesa, primero las seño­
ras luego los caballeros, al final, en ambos casos, los anfi­
triones.

f f i l Si falta un invitado ¿qué debe hacer? No se desespere:
corra los asientos hacia el centro de la mesa donde están
las precedencias.

Hgl Tenga coherencia, no siente juntos a los que se odian, o
cree que no se tienen simpatía y a los que son intolerantes,
deben tener algo en común para estar juntos.
Evite toda clase de discusiones entre los invitados, sea rá­
pida. Nunca siente a un invitado extranjero en el extremo
de una mesa.

1*3 Evite la discriminación ¡sea de la índole que sea!

187

Page 186

" T o d o e l m o n d o q u i e r a é x i t o , p e r a x a d i e q u i e r a p e g a r e l p r e c i o "
JHBUL

4 f ic d a f-lollcr F ig a llo fu e co ro n ad a

M iss P erú e n 1965.

A c tu a lm e n te e s reg id o ra p o r S an Is id ro y

c o lu m n is ta d e l d ia rio P erú 2 1 . S u p rim er

lib ro , ‘‘E se d e d o m eñ iq u e ’*, e s y a un

c lá s ic o d e ios m an u a le s d e e tiq u e ta en el

P e rú ; h a v e n d id o d e s d e su p u b lic ac ió n .

m ás d e 9 0 m il e jem p la res .

* v i - ' í ' •'. * > V \ V > ' s v »'^ A V - ' w L

A h o ra . F ried a H o lle r d a u n a m irad a

a l m u n d o lab o ra l y d e sc u b re co n d u c tas

in ad ecu ad as q u é a fec tan la p ro d u c tiv id ad

e n el trab a jo . B ajo ej p rin c ip io d e q u e

•sómos p o rtad o re s d e la im ag en d e ia

e m p re sa p a ra la q u e tra b a ja m o s , su g ie re

la m e jo r m an era d e tra ta r a lo s c lien tes

p a ra q u e n o huyan d e n u estro s n e g o c io s y

re sp o n d e a u n a se rie d e d u d as so b re el

p ro to co lo en re u n io n e s d e negoc ios.

amares
Pasión por los libros

Similer Documents